MATERIALES PARA PAVIMENTOS

Llamamos a los suelos pavimentados cuando están realizados con materiales que permiten un rápido alivio de agua y líquidos, evitando así que el pavimento provoque deslizamiento. El pavimento drenante está compuesto por una capa rígida a base de áridos y el resultado de dicha mezcla, garantiza una superficie unida que, a diferencia de cualquier otro pavimento, permite la filtración del agua. Por otro lado están los pavimentos asfálticos que están compuestos por una capa superficial de agregado mineral recubierto y aglomerado con cemento asfáltico la cual puede estar colocada sobre superficies de apoyo tales como bases asfálticas, piedra triturada o grava; o sobre un pavimento de cemento, de ladrillo o bloques proporcionando una superficie de rodadura cómoda y segura. Otro tipo de pavimento es el deportivo. Éstos son aquellos suelos específicamente concebidos para la práctica del deporte. Los materiales más utilizados para éste tipo de pavimento son el caucho o poliuretano, aglomerado asfaltico o de hormigón con revestimiento a base de resinas. En los pavimentos infantiles se utilizan materiales elásticos de caucho firme que actúan protegiendo de daños graves producidos por caídas.

TIPOS DE MATERIALES PARA PAVIMENTOS